2016-13-Blog-eCommerce-producto-versus-experiencia-header.png

El blog en un eCommerce: contenido de producto vs. contenido de experiencia

Cuando hablamos de un blog de un eCommerce, puede parecer que hablamos de una herramienta comercial para promociones, descuentos, ofertas, rebajas, etc.  Aunque algunas tiendas online siguen todavía usando esta táctica, no suele dar grandes resultados. El blog debe funcionar como apoyo a la plataforma de venta, que ayude a dar a conocer la oferta o a impulsarla, pero no debe ser utilizado para vender.

El blog va a ser el conductor de nuestra propuesta de valor gracias al contenido. Por ello, veremos que uno de los primeros pasos antes de crear el blog de nuestro eCommerce es reflexionar acerca de qué tipo de blog queremos crear. Podremos impulsar un blog de producto, un blog inspiracional, un blog corporativo, etc., o un único blog con contenidos variados enfocados a distintos objetivos.

Es cierto que a través del contenido inspiracional parece que podemos conectar mejor con la audiencia desde el primer momento; sin embargo, para un eCommerce el contenido de producto se vuelve fundamental ante la falta de un entorno físico en el que interactuar con la audiencia. Además, es aún de mayor utilidad cuando trabajamos con productos que, a priori, no conllevan una conexión emocional con el potencial cliente. Crear un blog en este tipo de eCommerce permite desarrollar una dimensión más personal en la relación con el usuario.

Nuestro contenido debe valerse de las dudas de los usuarios en cuanto a nuestros productos y a las cuestiones relacionadas con nuestra empresa, nuestro ámbito y nuestro sector. Si tenemos en cuenta que entre las preguntas más buscadas en Google encontramos el ‘¿cómo se usa…?’, ‘¿para qué sirve…?’ y el ‘¿dónde puedo encontrar…?’, deberíamos ceñirnos en primera instancia a resolver estos interrogantes en nuestro propio contenido. Más allá de ejemplos de uso, casos de éxito o guía, debemos aprovechar la búsqueda de determinadas soluciones para completar nuestra oferta de contenido. Por ejemplo, para un eCommerce de productos tecnológicos, podremos aprovechar dudas de instalación, cableado, distribución de los equipos en casa… Cualquier aporte de información extra y útil para el día a día del potencial cliente supondrá avanzar un paso más hacia la conversión.

 

¿Contenido de producto o contenido contextual?

Hablamos de contenido inspiracional para la audiencia cuando establecemos una línea temática abierta, centrada normalmente en cuestiones relacionadas con su día a día. La intención de este contenido es que la audiencia asocie una actividad concreta o determinadas ideas con nuestro eCommerce. Por ejemplo, un eCommerce de accesorios deportivos puede trabajar con contenido relacionado con la salud, la nutrición, diferentes tipos de deporte… La idea en este caso es transmitir valores de vida saludable que queremos que se asocien con nuestros productos.

Este tipo de contenido es productivo tanto para atraer como para retener a tu audiencia, ya que puedes dar a conocer tu producto de forma indirecta (a través de recetas si vendes comestibles, por ejemplo) y puedes reforzar el interés de clientes anteriores gracias a una propuesta de valor que se mueve en un terreno más emotivo (cómo ha utilizado un gran chef determinados alimentos que vende nuestro eCommerce).

El contenido de producto, en cambio, se centra en sus propias características pero siempre bajo la orientación a los beneficios que puede suponer para la audiencia. Hablamos de descripciones de producto, guías de uso, detalles técnicos, etc.

 

¿Contenido para clientes o para potenciales clientes?

Todo el contenido que producimos para un blog de ecommerce tiene que ajustarse al interés de la audiencia en nuestra oferta, sobre todo en el grado de profundidad.

En el caso del contenido de producto, éste es un aspecto fundamental para diferenciar el contenido que queremos utilizar para atraer nuevos clientes o fidelizar a los ya existentes. Por ejemplo, entre los nuevos usuarios deberemos dar a conocer nuestro producto, para lo que podemos utilizar post de presentación y pequeñas infografías; para clientes que ya hayan realizado compras o compras previas, el aporte de valor vendrá de la mano de contenidos como consejos de utilización, especificaciones técnicas, documentos sobre garantías y regulaciones, tutoriales…

El objetivo principal del contenido debe ser cubrir y respetar los intereses de nuestra audiencia y la mejor táctica para ello es responder a las cuestiones que puede plantearse ante determinada necesidad en cada momento oportuno.

Una estrategia de marketing de contenido alcanzará el éxito en la medida en que consigamos conectar y mantener una relación con la audiencia ganándonos su interés y confianza con los contenidos adecuados a cada situación de compra.

 

¿Quieres conocer los secretos del marketing de contenido para ecommerce? Descarga nuestro [Ebook #2] Marketing de Contenido | Ecommerce.
[Ebook #2] Marketing de Contenido | Ecommerce  

 

Nadia PérezEl blog en un eCommerce: contenido de producto vs. contenido de experiencia

Únete a la conversación

Contenido relacionado