2015-79-Los-fundamentos-de-la-conversacion-digital-header.png

Los fundamentos de la conversación digital

Resulta que el consumidor actual es digital y su nuevo entorno de interacción con las empresas es internet. Aunque no es el ciento por ciento de la población el que interactúa en la red, ya que existe una importante brecha digital, en el futuro sí lo será. El comportamiento online es un camino de ida, no hay vuelta atrás.
En este escenario, las empresas deben, en primer lugar, comprender el sentido amplio de la conversación digital. En segundo lugar deben practicar esa conversación digital no para hacer discursos, sino para poder conectar y conversar con su público objetivo.

De lo contrario, no podrán relacionarse con sus audiencias, ni mucho menos esperar que éstas alguna vez consideren sus productos o servicios.

 

Una definición de  conversación digital

La conversación digital, esencialmente, es la forma de relacionarse con otros en el ámbito digital. Es una conversación con puntos en común con una conversación de las de siempre, pero con códigos diferentes y algunas reglas nuevas.

Esta conversación digital exige a las empresas escuchar a su audiencia, comprender sus intereses y necesidades para establecer una comunicación en las dos direcciones. Es la forma de comunicación que impera en esta era digital, con una audiencia ávida de interactuar y participar.

Sin conversación digital no hay relación y sin relación no hay negocio para las empresas. Y para muchas empresas aún es una asignatura pendiente.

 

 

Los tres puntos de partida para la conversación digital

Mientras muchas empresas todavía recorren lentamente el camino de la transformación digital, algunas han sido pioneras y están bien establecidas online, conversando con fluidez con sus audiencias. Hay tres puntos de partida en común que tienen estas organizaciones, todos ellos relacionados con su forma de comprender el estado de las cosas después de la irrupción de internet.

 

1· La visión digital: la intención de conversar online

Este primer punto es fundacional. Hay organizaciones que tienen una visión de lo digital amplia y no solo empresarial. El fenómeno digital es interpretado en clave social y humana: se presta atención al impacto en las relaciones en general, además de en las relaciones de los negocios. Esta misma visión les permite comprender que los nuevos medios digitales no son medios de propagación, sino que son espacios de conversación. Estas empresas tienen intención de conversar online.

 

2· El contenido digital: los temas para conversar online

Este segundo punto es consecuencia del anterior y está relacionado con el contenido. Hay organizaciones que han sabido comprender que el contenido es decisivo para conectar con la audiencia. El contenido en todas sus formas -de lectura, gráfico, multimedia o presencial- es el disparador de la conversación y también la huella de la interacción. Estas empresas han desarrollado temas de conversación que interesan a su audiencia.

 

3· La identidad verbal: la voz propia para conversar online

Hay organizaciones que se diferencian por haber desarrollado un tono de voz digital definido y consistente. Durante años, la identidad corporativa estuvo íntimamente ligada a la identidad visual: formas, dimensiones, volúmenes y colores. Por el contrario, desde hace muy poco tiempo, se habla de identidad verbal: la forma de expresarse de una marca o empresa. Esta identidad verbal se construye con el vocabulario, el estilo y la forma de expresión que represente los valores de la organización. Estas empresas imprimen su voz propia en la conversación.

 


¿Quieres saber más sobre cómo definir tu estrategia de contenido? Descarga nuestro [RoadMap #1] Mapa de estrategia de contenido en este enlace.

[RoadMap #1] Mapa de estrategia de contenido
 

 

 

Marcelo ArnoneLos fundamentos de la conversación digital

Contenido relacionado